Montessori School Madrid: Una educación única para la primera infancia

Montessori School Madrid: Una educación única para la primera infancia
09 octubre 2013

Creemos que el proceso de aprendizaje que todos tenemos desde pequeños es un viaje emocionante y lleno de aventuras.   Desde niños aprendemos a través de la experiencia que observamos a nuestro alrededor y desde una edad muy temprana.  La observación ha demostrado que los niños aprenden mejor cuando están expuestos a diversos estímulos en un ambiente preparado, con una guía cordial y la libertad de elegir. La disciplina interna que un niño debería adquirir sólo puede lograrse en un clima de libertad donde se confía al niño a tomar decisiones que sean apropiadas para su nivel de preparación.
El maestro está ahí para estimular, dirigir y supervisar, pero es el niño el que aprende a través de la motivación personal en la manipulación de su entorno dentro de un ambiente preparado.

Los niños pequeños tienen un deseo innato de aprender.

Los centros Montessori  Madrid proveen al niño de una estructura que le permite la libertad dentro de los límites y ofrece actividades adecuadas al desarrollo para ayudar al niño en su desarrollo físico y mental. El movimiento y la participación activa en el ambiente de aprendizaje, en lugar de la dependencia de los adultos para la dirección externa constante, fomenta patrones de concentración y perseverancia en el niño. La atención se centra en el proceso de aprendizaje, y no en la simple acumulación de hechos.

Se enseña a  los niños a aprender, animándoles a ser auto determinados, para que se conviertan en  estudiantes competentes. Los maestros dan la oportunidad a los niños para funcionar en un ambiente seguro y positivo. El resultado es un niño que se convierte en un aprendiz de por vida, apasionado y creativo.

Uno de los objetivos principales de Montessori School Madrid es proporcionar a los padres con hijos pequeños un ciclo de aprendizaje diseñado para que el niño tome ventaja de uno de los  períodos  más sensibles  que él o ella experimenta entre las edades de 3 y 6 cuando la información que adquieren crearan la base para su futuro. Al perseguir sus propios intereses individuales en su clase y estar  expuestos a un método que favorece su curiosidad permanente, los alumnos desarrollan un entusiasmo inicial por aprender, creando un hábito en sus habilidades de estudio para toda su vida.

Noticias

Noticias Relacionadas:

  • I MILLA “Siempre Vital” 04 noviembre 2013 Los alumnos del Montessori School participaron en la I Milla "Siempre Vital". Noticias
  • Día de la amistad 18 noviembre 2016 Creemos que el proceso de aprendizaje que todos tenemos desde pequeños es un viaje emocionante y lleno de aventuras.   Desde niños aprendemos a través de la experiencia que observamos a nuestro alrededor y desde una edad muy temprana.  La observación ha demostrado que los niños aprenden mejor cuando están expuestos a diversos estímulos en […] Noticias